HIRONISHI GENSEINHironishi Genshin fue uno de los últimos supervivientes Grandes Maestros de los llamados  «años dorados de Karate-do».

Comenzó su formación en 1931 en la Universidad de Waseda. Al participar como sargento en la guerra chino-japonesa, su poder físico se convierte en memorable.

Tras la muerte de Takeshi Shimoda en 1934, Funakoshi nomina a su hijo Yoshitaka como subdirector. Yoshitaka, con el apoyo de Hironishi y Egami, introdujeron nuevas técnicas básicas y nuevas formas de Kumite.

Tras la muerte de Shigeru Egami en 1981, lo reemplazó como instructor jefe de la escuela Shotokan.

shigeru egami Fue uno de los primeros discípulos de Gichin Funakoshi. Egami contribuyó a establecer el club de karate de la universidad. Anteriormente había practicado Judo, Kendo y Aikido. Egami viajó por Japón con su maestro Funakoshi, su hijo Gigo Funakoshi y con Takeshi Shimoda, haciendo demostraciones para promocionar el karate con el fin de convertirlo en un arte marcial oficial en Japón. Fue elegido por Funakoshi miembro del Comité de Evaluación, siendo el instructor más joven en haber recibido ese cargo. Enseñó karate en las universidades de Gakushin, Toho y Chuo. En mayo de 1949 ayudó a formar la Asociación Japonesa de Karate (JKA, Japan Karate Association) del lado de Funakoshi.

Evitó el aspecto deportivo del karate: consideraba que las competiciones desvirtuaban el espíritu del entrenamiento, e insistió en que debe interiorizarse que el karate es mucho más que ganar combates. Su legado contiene enseñanzas que incluyen aspectos de las tradiciones orientales que son considerados esotéricos por los practicantes de estilos de lucha meramente deportivos, como puede ser el concepto del Qì o el Kiai.

Gigo_funakoshiAunque murió joven el tercer hijo del Maestro Gichin Funakoshi, dejó una trascendental marca en el Karate-do Moderno.
Donde su padre fue el responsable de transformar el Karate desde una mera técnica de combate a una vía filosófica marcial, Yoshitaka fue el encargado de desarrollar, avalado por su padre, una técnica de karate que separó definitivamente al Karate-do japonés del arte local de Okinawa, dándole además un sabor completamente distinto y característico.

En el libro Karate-do, Mi Camino, el Maestro Funakoshi cuenta cómo les hacían observar los kata y luego los maestros le pedían a Gigo y su hermano que los realizaran. Fue un precursor del Karate-do moderno por el lado técnico. Gigo descubrió nuevas técnicas de pierna, Mawashi geri, Yoko Geri Kekomi, Yoko Geri Keage, Fumikomi, Ura Mawashi Geri y Ushiro Geri. Todas éstas pasaron a formar el ya abultado arsenal del antiguo estilo. Las técnicas de pierna eran realizadas además con un levantamiento de la rodilla mucho mayor que en el estilo previo y además enfatizaba el uso de la cadera. Generó además varios cambios técnicos, como el giro del torso a una posición mitad de frente (hanmi) durante el bloqueo. Yoshitaka insistía en posiciones bajas y ataques largos, encadenando técnicas, algo que lo separó inmediatamente del karate okinawense. Fue, además, el primero en enfatizar el movimiento de empuje de la pierna retrasada y de las caderas al realizarse las técnicas, con la idea de generar ataques que involucraran todo el cuerpo. Colocaba gran énfasis en el oi-zuki y en el gyaku-zuki. Se realizaban entrenamientos agotadores en los que obligaba a sus alumnos a colocar el doble del ardor que colocarían en una confrontación real, para que así estuviesen seguros de estar preparados para aquella eventual situación.

Creó el Gohon Kumite (Combate predeterminado a cinco pasos). En 1933 creó el Kihon Ippon Kumite (Combate predeterminado a un paso) seguido por el Jiyu Ippon Kumite. Finalizó con el combate libre, Jiyu Kumite, en 1935.

OBATA ISAO

 

En la escuela Isao Obata entrenó Judo, Kendo y Kyudo, pero cuando ingresó en la Preparatoria de Keio en Tokio, conoció el Karate a través de un libro que le prestó un amigo, el libro era la primera publicación del Maestro Gichin Funakoshi, fundador del Karate Shotokan. Éste despertó aún más la curiosidad de Obata en el Arte, y luego gracias al destino, Obata en la Universidad de Keio conoció a Funakoshi que había aceptado enseñar Karate a los alumnos.

El 27 de mayo de 1949 la JKA (Asociación Japonesa de Karate) fue establecida y Obata estuvo allí apoyando a sus amigos: Shigeru Egami, Masatoshi Nakayama, Gichin Funakoshi. Durante los años 60, Obata se dedicó a la enseñanza y formó a grandes karatekas como Tsutomu Ohshima.

Sensei Isao Obata dedicó su vida al Karate, falleció en 1976 dejando una gran cantidad de alumnos formados en el Arte.

SHIMODA TAKESHI

 

Takeshi Shimoda fue asistente de Gichin Funakoshi e instructor en los años trienta, según Shigeru Egami el más talentoso de los alumnos de O-sensei. Viajó alrededor de Japón junto con Egami, entre otros alumnos de Funakoshi dando demostraciones de Karate. Era un experto en Kendo de la escuela Nen-ryu y también estudió Ninjutsu.

Después de una de estas demostraciones enfermó seriamente y murió muy pronto, esto sucedió cuando contaba con treinta y tres años.

El Maestro Shigeru Egami relata :
 «No era un hombre grande, siempre mantuvo posturas bajas, no parecía golpear el makiwara con mucha fuerza. Me vi muy sorprendido cuando supe que practicaba mil golpes con cada puño cada día, aun cuando llovía, practicaba con un paraguas sobre su cabeza. Me vi aun más sorprendido cuando se me pidió que me parara ante él y recibiera sus golpes. Aunque sus golpes eran leves simplemente no podía defenderme de él no importaba cuanto lo intentaba»

El perder a un exponente tan joven fue un golpe muy duro, no sólo para O-sensei, sino para todo el Karate-do, poniendo al grupo de Gichin Funakoshi en la complicada situación de reemplazarlo.